CÓMO COMER ANTES DE VISITAR UN SPA

SI TU CUERPO SE MANTIENE BIEN HIDRATADO, EL TRATAMIENTO QUE RECIBAS POTENCIALIZARÁ SUS RESULTADOS.

Sólo pensar en visitar un Spa es sentir relajación. Es desconectarse de lo cotidiano y soltarse, ponerse en las manos de los expertos en bienestar. Lo único que necesitas es ir con ganas de disfrutar. Para que aproveches tu estancia al máximo compartiremos contigo algunas cosasa considerar unos días antes de tu cita. 

Una semana antes
Esta semana seguramente deberás avisar a algún compañero de trabajo y algunos familiares que te ausentarás, de esa forma evitarás preocupaciones o llamadas inoportunas en medio de tu momento especial.
En materia de alimentación, no importa si los últimos meses has estado comiendo de manera desequilibrada o si por el momento cuidar tu peso no es una prioridad en tu vida. Una semana antes de la fecha de tu visita, haz una buena lista de compras en la que incluyas alimentos frescos, principalmente hojas verdes y frutas. 
 
 
Visita un mercado local o una tienda de productos orgánicos donde puedas proveerte de productos de muy buena calidad. Observa qué frutas están de temporada, ya que estos alimentos tienen mejor sabor y mayor concentración de vitaminas. Escoge usando tus 5 sentidos aquellos que más llamen tu atención y recuerda comprar solo lo necesario, ya que las frutas y verduras se mantienen con sus propiedades intactas unos cuantos días.
 
Una vez que tengas tus compras en casa, lava, desinfecta, seca y guarda adecuadamente cada producto, así estarán listos para que los consumas en todo momento.
Esta semana vas a preparar a tu organismo para recibir un tratamiento renovador.
 
3 días antes
Evita el consumo de carne roja y tejidos animales. La proteína animal es rica en aminoácidos esenciales pero también contribuye a tener un transito digestivo más lento. Si comes menos carne y sustituyes ésta con leguminosas como lentejas, frijoles o habas mezcladas con vegetales de todos colores, tu cuerpo obtendrá la misma cantidad de aminoácidos pero de fácil digestión y se incrementará el porcentaje de minerales y vitaminas en el torrente sanguíneo.
 
Hidratación
Asegúrate de tomar suficiente agua, infusiones y sopas unos 3 días antes de tu visita al Spa.
Si tu cuerpo se mantiene bien hidratado, el tratamiento que recibas potencializará sus resultados. Por otro lado, los tratamientos que implican movimiento de los tejidos como masajes linfáticos, de tejido profundo, shiatsu; así como los baños turcos y saunas deshidratan al mover las toxinas del cuerpo, por lo tanto, es una muy buena idea llegar bien hidratado a tu cita. 
 
Un día antes
Aprovecha este día para darle un descanso a tu intestino y evitar la inflamación, asegúrate de comer comidas ligeras basadas en vegetales crudos, alguna sopa de vegetales mixtos y jugos naturales para mineralizar tu organismo y promover la hidratación. No es necesario realizar dietas restrictivas, solo incorporar alimentos frescos altos en antioxidantes y minerales como Zinc, Magnesio, Potasio, Calcio y agua para llegar con la mayor disposición física y mental a recibir los cuidados de los expertos en bienestar de tu Spa favorito. 

 

En portada
Sección de la revista: 
adriana
Share this post: